Censo
Últimos temas
» Abyss Gate [Élite]
30/07/17, 09:41 am por Delin

» Adonde me lleven los sueños
27/07/17, 04:19 pm por Seizan

» Mientras la Dama esta distrída... ~~♫ [Kirill]
26/07/17, 07:30 pm por Kirill

» Olvido de hombre muerto
04/07/17, 04:49 pm por Katt

» Rumbo a Moselec (Trama 3)
27/04/17, 07:32 pm por Narrador

» Vestigios del pasado
20/02/17, 01:01 am por Alexandra Whiskers

» El plan de reclutamiento
18/02/17, 08:46 am por Maximilian Magnus

» El discurso del recaudador
19/01/17, 06:31 pm por Erin

» Quiero un tema!
10/01/17, 05:15 pm por Delin

Noticias
  • 13/04/16 ♒ ¡¡¡Nueva Trama!!!"Se reclutan piratas y maleantes varios" aquí.
  • 24/03/16 ♒ Conclusión de la Segunda Trama aquí!


  • Fecha Actual: Mes de Enki, 4994, II Era
PearlHook University 28_194846_96xb13Rol Psiquiátrico UnstSeven Capital Sins | +18, Yuri, Hetero, Yaoi, Razas MágicasMariollette Empire ~ ROL
Afiliados normales
KirillAdmin ♒ MP!
ChelsieAdmin ♒ MP!
LisandotMod ♒ MP!
DelinMod ♒ MP!
SophitiaColab ♒ MP!
CyrianColab ♒ MP!
Años Activos

Cargamento peligroso

Página 3 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 03/06/10, 08:32 pm

No iba a preguntárselo más veces.

Sabía lo que significaba todo aquello y lo aceptaba. Punto y final. Ahora podía contar con ella, pero éso no significaba que supiera lo que habrían de hacer a continuación. La elfa se sentó en una pequeña silla casi escondida entre las sombras de un rincón del cuartucho, y entre las sombras, donde sólo podía verse el reflejo de la luna en sus ojos ausentes, comenzó a jugar con un par de sus esferitas de colores, dándoles vueltas entre los dedos.

"Cuéntame qué quieres hacer". Difícil pregunta.

A Yshara no se le había pasado siquiera por la cabeza abandonar la isla. Ni huír de cualquier otro modo. Llevaba muchos años siendo una asesina. Sabía que había tres cosas por las que podían seguirte: Casualidad, dinero y venganza. Huír soluciona la primera, y a veces la segunda, pero nunca la tercera. No, la solución era plantar cara. Pero en otro momento, y a su manera.

Para cuando Yshara quiso contestar, se dio cuenta de que su compañera... se había dormido. Tras un corto espacio en silencio, la elfa se acercó a ella con el silencio característico de los de su raza, y contempló su rostro. Era... joven. Quizá demasiado. Yshara no pudo evitar preguntarse qué llevaba a una niña a poner en peligro deliberadamente su vida por una extraña. Ella sabía que, en el caso opuesto, no habría hecho lo mismo.

Se descubrió a sí misma contemplando con detenimiento las facciones de Sophitia, pero sería difícil que la joven pirata se enterase de ello. Incluso la respiración de la elfa era muy silenciosa, y su pulso era magnífico. Podía recorrerle los labios con un dedo, y ni siquiera hacer que se revolviese en sueños. También podía darle un beso... la idea le hizo proferir una sonrisa, pero finalmente, se apartó. A menudo, aquello enervaba a los humanos.

Yshara miró por la ventana. Cualquier cosa que hicieran, debería esperar a la mañana siguiente. Por el día podrían actuar con más libertad. Además, tenía toda la noche para idear algo.

De todas maneras, la elfa no tenía ganas de dormir. Los de su raza podían aguantar más tiempo que los humanos despiertos. Yshara se sentó al pie de la cama con cuidado, y se quedó en silencio, con la mirada perdida al otro lado de la ventana, donde la Luna le extendía al mundo la blancura de su luz.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 05/06/10, 10:36 pm

Luego de quedarse dormida, Sophitia no se entero de nada de lo que pasaba fuera de sus sueños. Estaba relajada, respiraba despacio, apenas lo necesario, su mente y su espíritu estaban en calma. A lo largo de su corta vida se había dedicado a robar, matar, mentir, aprovecharse de la ingenuidad ajena, sacar ventaja en cualquier situación, y luego siempre huir... ¿Como alguien con tantos pecados encima podía dormir tranquila? La pirata no estaba loca, como muchos que la habían conocido poco y rápido pensaron en mas de una oportunidad. Simplemente, tenía los cánones de lo que estaba bien y mal bastante corridos de lugar...

El resultado final, una pirata durmiendo feliz como un bebe, de vez en vez se revolvía en sueños, giraba y volvía a su posición, se reía un poco, luego se volvía a calmar. Seguramente no recordaría nada cuando despertara, los sueños son muy efímeros, mientras tanto, podía ser quien quisiera, la capitana del barco mas hermoso, enorme y fabuloso de todos los mares, con la tripulación de piratas mas fieros y por lo tanto, los que se llevaban los tesoros mas suculentos.

De a poco la noche paso, mientras la elfa se distraía pensando los planes del sía siguiente y Sophitia vivía sus deseos en sueños, el sol asomo de a poco y dejo entrar su luz por la ventana del pequeño cuarto. Mal que le pesara, la pirata abrió un solo ojo y miro directo hacia la ventana, que terrible era la llegada del día. Se revolvió un poco, pasando a estar boca abajo y de espalda a la ventana para evitar la luz.

Por un momento, se había olvidado de la presencia de Yshara, tan silenciosa y quieta que apenas se la notaba a los pies de la cama, pero cuando se sentó y estiro su cuerpo, la presencia se hizo por fin evidente.

- Buenos días, compañera - Dijo con la ya conocida sonrisa torcida - ¿Vamos a desayunar mientras pensamos en como patear traseros?


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 07/06/10, 11:14 am

Hacer fluír los pensamientos, al principio, le costó mucho.

El problema de Yshara no era tanto que no se le ocurriese qué debían hacer, sino que no conocer la ciudad dificultaba notablemente cualquier plan de acción. Claro que, Sophitia sí que conocía la ciudad. Ambas, juntas, no tendrían problemas en ése sentido, pero llamarían en exceso la atención.

Tendría que ser un riesgo.

Estuvo considerando varias ideas durante una parte de la noche. En cierto momento, también, se puso de pie, inquieta, y se acercó a la ventana de nuevo. Utilizó un trozo de papel doblado para impedir que se cerrara, de forma que no se pudiera abrir por fuera, y se escabulló hacia las calles. Cuando hubo transcurrido aproximadamente una hora, volvió tan en silencio como se había ido. Se sentó en el suelo, y se permitió incluso dormir durante un corto espacio de tiempo.

Para cuando Sophitia abrió los ojos, la pelirroja se encontraba al pie de la cama, de nuevo, y se volvió con una media sonrisa a modo de saludo para su compañera.

- Claro - respondió, poniéndose de pie. - ¿Has descansado?

Si Sophitia hubiera conocido un poco más a Yshara, habría resultado inequívoco en su forma de actuar que la pelirroja tenía una idea.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 07/06/10, 12:21 pm

Sentía el cuerpo levemente embotado, se puso en pie despacio y estiro por fin todo el cuerpo. Inmediatamente pensó que no había sido una buena idea, el estomago, las piernas, ambos brazos, todo le dolía bastante, los golpes de la noche anterior se hacían sentir. Hizo un gesto dolorido tocando en los diferentes lugares, al final, se encogió de hombros, no había vuelta que darle, a medida que entrara en calor le dolería menos.

- Como un bebe - Dijo sonriendo y levantando el pulga en señal positiva - Seguro que con algo de alcohol ya estaré lista para lo que sea.

Miro su camisa con ojo critico, estaba algo rotosa, y tenia un tajo en la parte del pecho producto de la pelea en la taberna. Pero para estar en los barrios en los que iban a estar, no necesitaba cosas mucho mas elegantes.

Se encamino para la puerta y bajo a buen paso las escaleras, en la planta baja ya no habían tantas personas como la noche anterior, sería que a las personas les gustaba mas hacerse los misteriosos por las noches. El dueño estaba limpiando el piso del lugar con la calma que dan los años.

- Ya nos vamos, gracias por el favor - El sujeto solo respondió con un movimiento afirmativo de la cabeza y no hizo mas comentarios.

Salieron por fin al pequeño callejón, de día parecía completamente diferente todo el paisaje, las personas ya habían empezado con su rutina de siempre y ahora les tocaba a las dos muchachas el unirse a la multitud y pasar lo mas desapercibidas posible.

Caminaron por entre el gentío, durante varias cuadras, Sophitia lo hacia de un modo natural, sonriendo como siempre y sacando provecho cada vez que veía la oportunidad. "Huy! que comerciante tan descuidado, dejar caer así en mis manos estos ricos duraznos" Pensó mientras reía por dentro la pirata.

- Atrapala - Dijo mientras le lanzaba uno de los dos frutos que había agarrado - No me hará mal desayunar de modo saludable para variar - Muy de vez en vez podía no tomar alcohol en el desayuno, y esa mañana estaba de buen humor - ¿A donde quieres ir? Propongo caminar un poco, así te familiarizas con el lugar - Como Sophitia lo veía, todas las tabernas y bares estarían bien vigilados, al igual que los lugares de hospedaje, mejor era circular y reconocer el territorio mientras aun había mucha gente que las cubriera.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 08/06/10, 10:52 am

Yshara asintió con la cabeza, y siguió a Sophitia mientras se marchaba de aquella... ¿Casa franca? En realidad no tenía muy claro qué era. Pero había reconocido un poco el terreno, y estaba más o menos segura de que podría volver en otro momento.

Nunca sabes cuándo te puede ser útil un lugar así. Yshara no era nada mala callejeando, y sabía la importancia justa de cada cosa. En su debido momento, investigaría un poco, y haría unas cuantas preguntas. Hasta entonces, sólo podía retener las cosas en su memoria. Y así, en principio, se limitó a seguir los pasos de Sophitia a través del bosque de calles y almas que era aquella ciudad, sin decir nada durante un rato. La pirata la condujo hasta lo que parecía un mercado callejero, donde aparte de mezclarse con la multitud, Yshara pudo empezar a poner en práctica su idea.

Agarró el fruto de Sophitia al vuelo, y le echó un vistazo. Vaya, la pirata era hábil. Tenía hambre, no podía negar éso, y le dió un buen bocado. Caminaba apenas un paso por detrás de la pirata, con la capucha de su manto subida de forma que resultaba difícil distinguir sus facciones... aunque era cierto que su capa estaba más hecha para disimular durante la noche que durante el día.

Yshara no tenía nada en contra del hurto. Bueno, sí, pero no venía al caso: En general, odiaba que la contratasen para robar cosas. Le molestaba que confundiesen la profesión de asesina con la de ladrona, de acuerdo, pero no tenía nada en contra de robar en sí. Sin embargo, en un par de puntos del camino, Yshara se desvió a un lado o a otro y se hizo con una daga y con algo que no duró lo suficiente en sus manos como para que le preocupase lo que era. En ambos casos, se deshizo de una de aquellas monedas de oro.

- Me parece bien - dijo, volviendo a acercarse a Sophitia. - Me gustará conocer ésta ciudad. Parece interesante, pero tengo que admitir que no la conozco. Excepto el puerto.

Lo primero era que saliesen del mercado. Luego le daría un par de explicaciones a la pirata.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 09/06/10, 06:01 pm

El caminar por el medio de las personas acompañada de una mujer encapuchada disminuía levemente su "andar desapercibido" , pero no era nada muy grabe, siempre podía ser una extranjera exótica de esas que habían tantas en Trinacria.

Sophitia se mostraba interesada en el comercio en general, preguntaba precios de alguna que otra cosa, miraba la calidad de este o aquel material, pero por el momento no compraba nada, era mas bien una pantomima para parecer del montón que un interés real... Aunque si aparecía algo en verdad bueno, quien sabe....

Luego de varias cuadras de comercio, salieron por fin del mercado, pasando a estar en una zona mas bien residencial, aunque no de casas muy elegantes, clase media baja para ser exactos. Pero a cambio, no había tantas personas como de donde venían, y en cierto sentido, Sophitia se sentía mas expuesta.

Prefería en la medida de lo posible evitar esa sensación, aunque había que admitir que para ser la elfa la perseguida, se comportaba muy calmada, ¿sería que ya tenía un plan? Se puso junto a Yshara y simplemente pregunto, no era buena con eso de darle vueltas a los asuntos.

- ¿Ya tienes alguna idea de qué hacer? - Dijo sin rodeos, pero fijándose que no hubiese fisgones cerca - Es que se te nota muy tranquila con todo esto - Comento la pirata y se sonrió para dar a entender que era un chiste.

Puso ambas manos tras la cabeza a modo despreocupado mientras seguían caminando, tanto dar vueltas ya le estaba abriendo un poco el apetito, la fruta estaba muy bien, pero necesitaba algo de carne, queso y alcohol.

- Ya me dio hambre - Sin duda las sutilezas no eran los suyo, se le escapo una risa levemente burlona al darse cuenta que el comentario no tenia relación con el resto de la charla.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 16/06/10, 09:56 pm

Yshara sonrió.

Un plan. En cierta ocasión, alguien a quien había llegado a estimar le dijo que cualquier acción era estéril si no formaba parte de un plan. Yshara no era tan extremista, pero sabía que las situaciones no se resolvían por sí solas. No a no ser que te anticipes a ellas.

En otras palabras, claro que tenía un plan.

- No nos atacarán aquí - murmuró. - No si son inteligentes. Somos más difíciles de alcanzar, es más difícil escapar. Por ahora, vamos a gastar un poco de dinero. Yo invito.

Como podía llegar a ser obvio, Yshara no era una mujer muy dada a los mercados.

La elfa era una mujer espartana, sencilla, que rara vez se gastaba dinero en una cosa si no le era útil o necesaria. Tampoco es que valorase el dinero, era simplemente que no le veía utilidad a comprar por comprar. Posiblemente Yshara no habría sabido gastarse más de un par de monedas de oro en aquel bullicio de tiendas.

Esperaba que Sophitia sí supiese hacer algo con el dinero. Necesitaba dejar un rastro.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 18/06/10, 10:46 am

Las palabras de la asesina tenían sentido, estando en un lugar tan abierto, era muy sencillo escapar. Miro al rededor y al menos noto una docena de callejones que les permitirían huir llegado el caso. Pero aun así Sophitia no bajo la guardia, siguió prestando atención a las personas que pasaban, en busca de actitudes o acciones sospechosas.

En un comienzo no entendió bien el plan de Yshara, ¿No fueron acaso esas mismas monedas las que la habían puesto en peligro? ¿No sería malo seguir gastandolas? Pero las piezas no tardaron en unirse en su mente, y se hizo la luz. ¡Claro! Si las gastaban por varios lugares diferentes, entonces se perdería el rastro, era como borrar las huellas en un bosque.

Sophitia era una persona que se podía pasar meses sin gastar ni una moneda, no suya al menos, pero también sabia como gastarlo si lo tenía. Al fin y al cabo, ¿Qué hacían los piratas con sus tesoros? ¿Ahorrarlos para ser precavidos y tener dinero en el futuro? ¡Por supuesto que no! Había que gastarlo en comida, alcohol y mujeres... Bueno, no en mujeres en su caso, pero la idea se entendía.

Ya estaba haciendo una lista de cosas cuando el rugido de su estomago la hizo volver a la realidad, lo más importante era comer algo. Vio un buen lugar a una cuadra de distancia.

- Comamos algo, cualquier cosa que emprendamos sera mejor con la panza llena - Dijo señalando el lugar con el indice y emprendiendo la marcha.

El sitio era bastante mas respetable que la mayoría de los lugares que solían visitar, estaba limpio y olía bien. Sophitia se sentó en una mesa cerca de la barra, desde donde se veía la puerta y obviamente, todo aquel que entrara y saliera. Pidió algo de carne, queso, pan y vino, pero no duraron mucho en la mesa, ya que la pirata, con su conocida falta de modales, devoro todo en minutos.

- ¡Ah! Ahora si puedo hacer lo que me pidas - Dijo mientras se recostaba en la silla y ponía los pies sobre la mesa - ¿Quieres conquistar el mundo? Sería pan comido- Luego se echo a reír como era también normal en ella.

Por suerte para Sophitia, sabía disfrutar de los pequeños placeres, le dejaba las fortunas y el poder a los peces gordos, ella solo quería su barco, una buena tripulación y una buena comida todos los días.

- Bueno, dime cuanto quieres gastar - Agarro una punta de su camisa, la olio y frunció la nariz - La verdad que no sé como aguantas mi olor con tu fino olfato. Ciertamente debería empezar por esto.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 26/06/10, 11:26 pm

Justamente al contrario.

Lo que Yshara quería no era dispersar su rastro. Sabía cómo funcionaban las cosas, o mejor dicho, sabía lo que haría ella si estuviera en el lugar de sus contrincantes. Yshara no era una buena asesina por dejar las cosas al azar o al a suerte. Se le daba bien seguir a la gente, y sabía los trucos del oficio.

Nadie mejor que ella podía poner una trampa.

Unas cuantas monedas en el mercado no eran nada. Simplemente decían: "Ha pasado por el mercado". Unas cuantas monedas por toda la ciudad eran una alerta roja, un "Está intentando que perdamos la pista". Pero alguien encontraría todas ésas pistas en algún momento y dibujaría un esquema. Un rastro se puede seguir tan pronto como haya una sola huella.

Pero, por otro lado, si tienes un rastro y quieres encontrar a tu presa, solo tienes el rastro. Y si la persona al otro lado del rastro sabe que lo tienes, lo que sepas tu es indiferente. Yshara se sentó junto a Sophitia, paciente, confiada. Cuando trajeron la comida, la elfa pidió una copa de vino para hacerle compañía, y apenas probó más bocado que un pedazo generoso del queso.

- ¿Para qué quiero yo el mundo? - bromeó, mirando en dirección a la puerta de la taberna, por donde se colaban un puñado de rayos caprichosos de sol. - No te preocupes, no será nada tan aburrido como éso. Vamos a dirigirnos hacia el centro de la ciudad, ¿Quieres? Necesito un sitio donde haya varias posadas.

Le sonrió a la pirata mientras se ponían en pie.

- ¿Por qué no compras ropa limpia? - le dijo. - No será prudente que gastemos hasta la última moneda, pero sí lo suficiente como para que las encuentren, ¿Te parece?

En realidad estaba acostumbrada desde hacía tiempo al olor de las ciudades. Muchos elfos las encontraban desagradables, e Yshara tenía que admitir que lo eran; madera rota, piedra muerta, nada que ver con la naturaleza. No era una entusiasta de lo verde, como otros elfos, pero le gustaba perderse por un bosque.

Especialmente si había algo que matar dentro.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 06/07/10, 08:45 am

Era sumamente interesante escuchar hablar a Yshara con amabilidad y compañerismo, no es que uno dudara de su capacidad para hacerlo, solo que era mucho más normal imaginarla con el brillo de una daga en la mano y una sonrisa de placer algo torcida en el rostro. Sin embargo, Sophitia disfrutaba de la componía de esta extraña elfa !Sin duda que si!

Ir hacia el centro de la ciudad, bueno, le dejaría el asunto de pensar a su compañera y ella simplemente seguiría ordenes, momentáneamente, era lo más cómodo. Aparte, seguro sabia mejor que ella lo que hacia.

- No hay problema - Dijo la pirata poniéndose en pie también - El centro es mi especialidad, hay cientos de posadas - Hizo un pequeño gesto a la camarera para señalar que había terminado y se iban, el pago se lo dejaba a su compañera para variar.

Dio varios pasos decididos hacia la puerta, extrañamente estaba contenta, divertida seria más exacto. Le entretenía enormemente dar una mano en ese asunto, se podría decir que su peor enemigo era el aburrimiento, que terrible, que frustrante que era no tener nada que hacer, no podía dejar de pensar, de recordar, golpeándose una y otra vez en la cabeza con todos los errores de su vida. Era terrible, no quería aburrirse, antes prefería meterse en problemas innecesarios, al menos podría decir que vivía el momento, aceptaba los retos y les escupía en la cara.

- Me parece perfecto - Sonrió de oreja a oreja - Paga por mis servicios con ropa nueva - Hizo una broma mientras recordaba un modo muy normal de pagarle a ciertas mujeres a veces - Aunque no recuerdo haber dado ningún servicio - Una carcajada redondeo el comentario.

Salio del lugar y miro a ambos lados distraídamente, no había nada demasiado raro, gente paseando, personas trabajando, niños jugando. Hacia la derecha estaba el centro, no tardarían nada en llegar. Encaro entonces hacia allí y más allá de algún que otro contratiempo con unos niños que intentaron robarle, y el tener que esquivar cada vez más gentío a medida que se acercaban, llegaron sin problemas.

- Bien, tenemos varios lugares a los que podemos ir - Miro al rededor y pudo contar unas cinco posadas en las cuadras cercanas - Y con respecto a la ropa, con aquellas camisas de algodón tan bonitas estoy perfectamente conforme - Dijo señalando un puesto que vendía unas camisas blancas.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 13/07/10, 08:31 am

Yshara podía ser amistosa, si las circunstancias le eran propicias, pero en términos generales no era lo corriente. Seguramente, de haber sido Sophitia una persona un poco más convencional, la elfa no habría tenido demasiado que discutir con ella.

Pero la verdad era que la elfa no estaba haciendo ningún esfuerzo especial por ser amistosa con ella. A la elfa no le gustaban los humanos, es cierto, pero tampoco los trataba abiertamente mal. Le parecían una especie terca y limitada, pero convivía con ellos en silencio. No obstante, le agradaba, de vez en cuando, encontrar a uno que no fuese exactamente igual que el resto.

- Adelante - dijo, encogiéndose de hombros con una media sonrisa, como dándole permiso para que se acercara al puesto de las camisas. - Ahora mismo te alcanzo.

Había suficiente gente como para perderse entre la multitud, pero la elfa sabría localizar a Sophitia de nuevo, llegado el momento. El trayecto de la gente era bastante errático, pero solía seguir un patrón general posada-tienda o tienda-tienda. Bajo aquellas circunstancias, Yshara no tardó más de unos minutos en localizar las posadas más cercanas. Como Sophitia había anticipado, eran cinco.

Suficientes.

Siguió de nuevo la corriente de personas, entre las cuales una mujer encapuchada no destacaba demasiado, ni era la única, y volvió a descolgarse cuando se acercaban al puesto en el que Sophitia se encontraba. No se había tomado demasiado tiempo; Yshara echó un vistazo a algunas de las cosas que se vendían en aquel lugar. Acabó agarrando una capa gruesa de color marrón oscuro, y se acercó hasta la pirata, mientras doblaba la tela.

- ¿Podemos añadir ésto al paquete? - preguntó, fijándose en lo que llevaba ella.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 14/07/10, 09:35 am

Una vez que obtuvo el permiso de la elfa, Sophitia sonrió y se dirigió al puesto de camisas que había avistado, perdiendo de vista a la asesina en el proceso. Suponía que había ido a investigar el terreno o algo parecido, mirar los alrededores, Yshara era buena para eso, mejor dejárselo a ella.

El puesto era de un tamaño medio, tenía varias ropas, en general cómodas, para el trabajador, o el lobo de mar. La pirata no era muy ducha al momento de irse a comprar ropa, no entendía mucho de telas, ni de costuras, simplemente veía algo, le gustaba, le quedaba y punto final. Agarro dos o tres camisas, las apoyo sobre su cuerpo para ver si el tamaño era correcto.

Al final se decidió por la camisa blanca que había visto desde lejos, las mangas eran holgadas, al igual que la cintura, con tres botones al cuello. La vendedora era una mujer joven, que al parecer la vida no había tratado del todo bien, su rostro ya estaba cruzado por múltiples arrugas que no eran esperables a su edad, sus manos estaban dañadas por el trabajo, y un bebe colgado de los hombros hacia que se jorobara levemente.

Sophitia sintió que le recorría un escalofrió por la espalda, prefería toda la vida morir en una lucha en alta mar que cumplir su función en la sociedad y terminar en tan mediocre estado. Le mostró la camisa que iba a llevar justo cuando Yshara volvía.

- Al final esta es la mejor - Miro la capa que la elfa había agarrado - Claro, como tu digas- No entendía bien para que quería otra capa, pero bueno, seguro tendría un buen motivo.

La vendedora miro primero a Sophitia esperando el pago, y esta le señalo a Yshara. Agarro la camisa y la doblo agregándola a la capa, una vez terminado el asunto, supuso que tendrían que dar unas vueltas mas.

- ¿A donde quiere ir ahora, Señorita? - Dijo haciendo una reverencia como si de una guía para gente adinerara se tratara.



Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 18/07/10, 11:34 pm

Por supuesto, Yshara era ajena a los pensamientos de Sophitia, pero seguramente durante un momento estuvieron más cerca la una de la otra de lo que llegarían a estar nunca.

La elfa ni siquiera se fijaba en los humanos. No tanto por desprecio, que lo sentía, al menos hasta cierto punto, sino por desdén. Para ella, eran todos iguales. Elfos, humanos, orcos. Apegados a lo que se esperaba de ellos, portadores de la semilla de una nueva generación y nada más, páginas estériles en el libro de la vida, que servían para dar pie a la siguiente sin aportar nada. No se diferenciaban de las bestias excepto en que afirmaban ser mejores. Yshara no veía que lo fueran.

Pero la pelirroja no era una misántropa por elección propia. Después de todo, vivía en un mundo de humanos. Ellos pagaban su pan, y eran mejor compañía que los elfos, que solo estaban un paso por encima de aquellas bestias. Yshara nunca había sentido remordimientos al segar una vida porque ninguna vida que hubiera segado importaba lo más mínimo. El mundo, en general, era una cosa que pasaba por su lado, de manera bastante insulsa, hasta que encontraba algún pequeño diamante en bruto. Como Dulfary. Como Kuranthis. Como Sophitia.

Asintió con la cabeza ante lo que dijo la pirata, y pagó religiosamente el importe de las compras. Una moneda de oro; mucho más de lo que valían, mucho más de lo que aquella mujer había visto en mucho tiempo. Yshara estaba fuera de la tienda mucho antes de que la mujer intentase agradecerle nada o de que corriera la voz. Una elfa pelirroja con una pirata que pagaba en oro, era todo lo que necesitaba que se supiera. Una vez estuvieron en la calle, tardó muy poco en cambiar su capa negra por la capa parda que había comprado, y guardó cuidadosamente la primera en su zurrón. Necesitaba que siguiesen el rastro del dinero, no el suyo.

No estaba nerviosa; al contrario. Se volvió hacia Sophitia con una sonrisa, curiosa por su actitud de chica de los recados. El sol de la mañana seguía su curso en el cielo, y todo parecía indicar que iba a ser un día muy largo. De repente, se le ocurrió algo.

- Vamos a dar una vuelta - contestó. - ¿Qué hay en ésta ciudad? Enséñamela un poco, ¿Quieres?

Ya había elegido el sitio donde todo éso iba a terminar. Ahora... se trataba de esperar hasta el epílogo.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 22/07/10, 08:54 am

La curiosidad se reflejaba en el rostro de la elfa, y Sophitia no podía sino reír, al parecer tenia bastante poco sentido del peligro en que se encontraba. No es que la pirata fuera tonta, simplemente era diferente lo que consideraba riesgoso, arriesgado era el quedarse en casa hasta convertirse en la mujer que les había vendido las cosas. Morir en medio de un acto heroicamente demente no era motivo de miedo o de vergüenza.

- ¿Qué hay en esta ciudad? Es la capital de Jaspia, ¡Hay de todo! – Dijo abriendo los brazos para abarcar todo el lugar.

Obviamente golpeo a varias personas, la calle estaba demasiado llena como para estirar siquiera uno de los brazos, pero todo se soluciona con un pequeño intercambio de insultos “Ten mas cuidado, perra”, “Tu ten más cuidado, imbécil”. Volviendo la atención a la asesina, dijo.

- Mmm, podríamos caminar y ver un poco, las cosas interesantes simplemente surgirán - Aclarado eso, agarro del brazo a Yshara y comenzó a caminar sin un rumbo muy fijo.

Ya en pleno alboroto, la feria ofrecía más de un entretenimiento, los favoritos de Sophitia eran los espectáculos callejeros. Vieron mientras caminaban a un hombre que podía tragar un sable entero, y uno que escupía fuego, otro hacia acrobacias con un numero increíble de manzanas. La pirata miraba todo y aplaudía contenta como el resto del publico.

Luego de tantas demostraciones de destreza, obviamente tuvo sed.

- Dame un minuto – Dijo a la asesina mientras la soltaba del brazo y desaparecía entre la gente.

No había necesidad alguna de robar, tranquilamente podrían comprar muchísimo licor del mejor, pero así no tenia chiste, era como un juego, el que pierde se queda sin manos. Vio una tienda de licores cerca, Sophitia se sonrió como un gato que divisa a un ratón y se acerco muy de a poco, había otros tres clientes en el lugar, sería pan comido. Tomo no una, sino dos botellas muy pequeñas, pero solo una desapareció.

- ¡Oye! ¡Tu! ¡Te estoy viendo, deja eso allí! – Dijo el comerciante, un hombre de unos cincuenta años, con un enorme bigote y un ceño muy fruncido.

- Como quieras – Dijo la pirata mostrándose tranquila y devolviendo la botella que aun estaba en su mano. Así era mucho más fácil, luego de un rato ya ni la recordaría.

Mucho más contenta, la muchacha volvió al lado de su amiga, con una sonrisa de oreja a oreja le ofreció de beber del licor recién robado. Tal vez Yshara se sintiera feliz ante la perspectiva de un trabajo bien hecho, Sophitia al saber que había hecho algo que no estaba bien y había salido impugne. ¿Su actitud era algo infantil? Si, podía ser, pero el que lo pensara que se atreviera a decírselo.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 26/07/10, 11:29 am

No era algo muy frecuente ver a Yshara en una feria.

Por lo general, las diversiones de los humanos no le parecían demasiado divertidas. A la gente le gustaba cualquier cosa, y se reían porque se decían a sí mismo que todo era espectacular, o divertido.

Por desgracia, Yshara había visto más cosas espectaculares de las que le gustaría a lo largo de su vida. Y sobre lo divertido... la elfa tenía una consideración muy particular. La mayoría de los humanos pensarían que era una desgraciada sin sentido del humor, y la elfa no se molestaría en explicarles que no compartían el concepto de humor.

Sophitia avanzaba y aplaudía en mitad de toda aquella algarabía, pero no pertenecía a ella, de igual forma que tampoco lo hacía Yshara. La elfa también miraba, pero se mantenía ajena a las expresiones de júbilo. Asintió con la cabeza cuando Sophitia le pidió un minuto, y se quedó mirando al hombre de los malabares. En aquel momento, una sombra pasó cerca de ella, y la elfa sintió un roce descarado.

Volvió la vista, y el rostro de un hombre también se volvió hacia ella. Alto, delgado, andrajoso, le dedicó una sonrisa obscena que, seguramente, habría hecho sonrojarse a una dama. Yshara se dio cuenta del error antes de que pasara un segundo, y se giró violentamente hacia el otro lado. Agarró el brazo del niño justo cuando la pequeña daga entraba en contacto con la cuerdecita que sostenía su bolsa en el cinto.

- Ah, ah - negó, y el niño la miró con pánico, obviamente no acostumbrado a que alguien se diese cuenta de su treta. - Hoy no, pequeño.

Se volvió de nuevo, sin soltar el brazo del niño. El hombre que le había sonreido un instante antes llevaba en la mano un cuchillo bastante deteriorado, pero se encontró con una daga en el cuello antes de poder dar el paso que le hubiera permitido amenazar a la elfa. La mujer apreció, no obstante, lo bien preparado que tenían el golpe.

- Debéis haber hecho ésto un millón de veces - pensó en voz alta, con una sonrisa. - Pero hoy no.

- Tenía que intentarlo, señora. A menudo, el hambre llama a la puerta de uno.

- ¿Es tuyo? - preguntó, señalando al niño.

- Es el hijo de mi hermana - respondió con sinceridad.

La marea de gente seguía caminando de un lado para otro. Si alguien había reparado en Yshara, en sus asaltantes o en las armas desnudas, no se había parado. La elfa sabía que más de una persona estaba viendo el espectáculo, y era lo suficientemente inteligente como para no llamar la atención al respecto.

- Tira éso - murmuró.

El hombre tiró el cuchillo al suelo, con una sonrisa triste. Yshara le arrojó al muchacho con más o menos violencia, haciendo que el hombre tuviera que emplear las dos manos en evitar que cayera al suelo. La mirada del niño era patética; sus ojos se alzaban hacia los de ella con una mezcla de ofensa, miedo, timidez y sorpresa. Estaba bastante delgado, y también bastante sucio. Igual que el hombre.

Yshara suspiró, bajando su daga.

- Toma - dijo, arrojándole dos monedas a cada uno. - Cómprate otra.

Ni qué decir tiene de qué tipo eran las monedas que había soltado. Al hombre se le iluminaron los ojos de repente, consciente de la auténtica fortuna que la elfa le había concedido, y mirándola de forma trémula; ¿Está loca?, gritaron sus ojos, fijos en ella. ¿Es un ángel? ¿El espíritu de mi esposa muerta, que me protege?

- Señora, yo...

- Lárgate ya.

El hombre tragó saliva, y volvió a mirarse a la mano, no fuera que por alguna circunstancia extraordinaria hubiese mirado mal la primera vez y hubiese visto oro donde solo había cobre, o las monedas fuesen acaso falsas; sabía que no era el caso, porque el niño, menos sujeto que él a la idea de desagradar a aquel ángel protector, ya había mordido el dinero, como había visto a su tío hacer en muchas ocasiones. Yshara ya les daba la espalda, pero los dos supieron que no era prudente acercarse a ella.

- Gracias - dijo, antes de desaparecer.

No las merece, pensó la elfa, y sonrió con algo de malicia. No era predispuesta a cometer actos de misericordia porque sí. No le importaba que aquel hombre se muriera de hambre, ni que lo hiciera el niño. Podía conseguir que la dejaran en paz y esparcir un poco aquel dinero, las dos cosas de un solo golpe. Asumió el riesgo de que corriera la voz de que había una mujer con mucho oro paseándose por la feria.

En realidad, daba igual. La siguiente persona que intentase robarla correría la voz de que había una mujer en la feria con mucho oro, y que sabía hacer malabares. Con dagas. Sonrió al ver acercarse de nuevo a Sophitia; la mujer llevaba consigo una botella de licor, que le ofreció, y a la que Yshara dio un trago con ganas.

- Hey, ésto está bueno - observó. - ¿Qué es?
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 28/07/10, 09:59 am

Por supuesto que si una se ponía a pensarlo siendo una elfa con vaya uno a saber cuantos años, era normal que Yshara encontrara bastante poco entretenido los espectáculos de los humanos. Pero bueno, ella había querido dar una vuelta por el lugar, y la pirata había cumplido, la verdadera diversión empezaba muy entrada la noche, cuando las sombras ocultaban a las ovejas descarriadas y a sus pecados. Todo lo que sucedía durante el día en una feria era solo una fachada para lo que venia luego.

Ajena a los “problemas” que Yshara había tenido, se acerco contenta con su licor, y el ver la sonrisa de su compañera la reconforto, le pareció ver a un niño que corría lejos, como algo asustado tal vez, pero en seguida supuso que había sido idea suya. Le sorprendió un poco que la mujer aprobara el licor, mientras se lo estaba dando pensaba que le iba a decir algo similar a lo que decía de la cerveza humana, pero al parecer este si era de su agrado.

- No lo sé, deberé probarlo para decírtelo – Una prueba mas de que había robado por el simple hecho de robar, siquiera se había fijado en lo que agarraba. Dio un largo trago a la botella y lo reconoció al instante – Es licor de hiervas varias... – Probo otro poco antes de pasárselo de nuevo a la elfa – Y probablemente algún que otro fruto - No podía decir que era una experta en licores, pero luego de haber bebido como lo había hecho ella en su vida, algo se aprendía, aunque tal vez le faltaría algo de paladar.

Miro a los lados, a lo largo de la calle buscando algo mas para hacer, caminaron un poco entre las personas, despreocupadas, al menos la pirata, de lo que estuviera sucediendo, el mejor modo de actuar natural es estar en verdad despreocupada. Un olor dulce y familiar llego a Sophitia, se dejo llevar por la deliciosa fragancia, olía a azúcar y a calabaza ¡Que delicia! Pronto vio qué era, y no se sorprendió.

- Mira por allí, arnadí recién terminado, ¿Y si compramos un poco? – Era un postre que disfrutaba mucho, de otro modo no lo habría pedido.

Las tortas y las manzanas con caramelo estaban muy bien, pero nada de eso era comparable a la delicia de la calabaza, formaba parte de los pequeños gustos que muy de vez en vez se daba. La vendedora, una señora regordeta con un vestido simple y un delantal algo manchado por los postres, acomodaba con parsimonia las bandejas con los dulces, mientras gritaba a viva voz las ofertas que tenía.

Sophitia no lo pensó mucho mas, tomo del brazo a su compañera y la llevo con suavidad hacia el puesto, ya no era una niña, pero si pensaban en relación de años, bueno, la elfa tenía los años más que necesarios para ser la madre, abuela, y bis abuela cómodamente de la muchacha. Pero ahora el olor era inconfundible, no quedaba la menor duda de que debían ser deliciosas.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 03/08/10, 12:09 am

Una vez identificado el brebaje por el muy experto paladar de la pirata, la elfa, recibiendo de vuelta la botella, volvió a darle un trago. Lo cierto es que estaba bueno. No tenía en demasiada estima las manos de los humanos a la hora de hacer licores, pero a veces se equivocaba.

Hierbas y frutos, apuntó mentalmente mientras miraba al trasluz la botella. No veía restos de ninguna de las dos cosas, lo cual nunca había acabado de entender si era una buena o una mala señal. Los elfos normalmente destilaban "limpio", pero por alguna razón los humanos a veces dejaban cosas raras dentro de las botellas.

- Le falta lagarto - bromeó, volviendo a pasarle la botella a la pirata...

...que ya se estaba moviendo en otra dirección, como una exhalación. Yshara la siguió. Le gustaba el brío que tenía aquella chica. Era como una vela encendida; emanaba vida. Ahora el objetivo eran los dulces de frutos, por lo que parecía.

- ¿Arnadí? - preguntó.

Conocía el olor, pero no conocía la palabra.

Para ser francos, aunque seguramente la elfa no lo hubiera reconocido en voz alta, Yshara era dolorosamente analfabeta en asuntos culinarios. La elfa estaba acostumbrada a una vida difícil, a la intemperie, al viaje, al sol, a la lluvia. Sabía cazar, sabía cocinar animales, sabía qué hierbas podían comerse, cuáles eran medicinales y cuáles le daban sabor a un estofado; y qué frutas podían comerse, y cuáles emplear para envenenar a alguien.

Problema: No tenía un nombre para la mitad de ésas cosas. Si la sacabas de lo que podía elaborar en un bosque, estaba indefensa frente a la comida un poco más elaborada, aunque alguna vez que otra compraba algo que le pareciese rico en un mercado. Pero fue interesante que Sophitia le pusiese nombre.

Se encontró a sí misma mirando el dulce de calabaza como una niña, tremendamente lejos de la abuela o la tatarabuela que podía imaginar Sophitia. Aunque, seguramente, la imaginación de la pirata no daba para todas las generaciones que Yshara podía sacarle.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 03/08/10, 01:26 pm

La energía de Sophitia no se agotaba fácilmente, lo que si era que cuando se cansaba, caía en serio y ni un huracán la despertaba, como seguramente le sucedería esa misma noche luego de tanto ajetreo.

También podía ser todo un incendio cuando se enojaba, un fuego descontrolado como el que se ve en los bosques secos en verano, aunque pocos recuerdos tenía la pirata de esos momentos, perdía el control y era como entrar en un sueño, un sopor que la hundía en el olvido.

- Si, arnadí – Dijo Sophitia divertida por la cara de duda de la elfa – Es como torta de calabaza con azúcar y cosas así ¡Es deliciosa! – Agrego mientras sonreía.

Al parecer por mas que Yshara era una mujer de mundo, le faltaba algunos conocimientos básicos en lo que respetaba a lo social. "Esta muy bien", pensaba Sophitia, si fuera perfecta en todos los sentidos sería algo tenebroso, escalofriante mas bien, alguna que otra falencia le daba mucha mas vida a la elfa de lo que podía imaginar.

Al final eran dos y no una las niñas que miraban el dulce pastel, la pirata no pudo evitar pasar un brazo por los hombros de su compañera, en forma fraternal, es que por un instante fueron muy parecidas, y eso le causaba alegría. Ambas eran unas crías, unas niñas con armas muy filosas y que daban unos golpes que daban miedo, pero una niñas en otros sentidos, la idea era chistosa en cierto modo.

- Al menos por una tarde, no esta mal ser una persona normal, ¿verdad? – Dijo guiñándole un ojo. Y es que sabía que no iba a durar mucho esa calma, era mejor disfrutarla, aunque así era más divertido, otra cosa en común que tenían era que ninguna de las dos estaba hecha para ser una mujer normal.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 08/08/10, 02:48 pm

Una persona normal.

Pero estaban bastante lejos de ser personas normales, pensó Yshara, con una sonrisa sombría.

Aunque, a pesar de todo, Sophitia era humana. Los humanos tienden a la normalidad. Se dedican a sus correrías en los primeros años de vida, y luego piensan que mejor dejar eso atrás y buscarse una casa, una rutina y una vida 'normal'.

Claro que no sabía qué le depararía a Sophitia el futuro, pero siempre tendría aquella opción. En cambio, Yshara era una elfa; incluso si lo hubiera querido, que no lo quería, nunca hubiera encontrado quien la aceptase como 'normal'.

Pero, además, Yshara lo habría rechazado. Ella podía sentarse a ver pasar las mañanas en la puerta de su casa durante una temporada, como había hecho durante algunos años, pero el cielo y la tierra acabarían por volver a llamarla. Para seguir viviendo, Yshara necesitaba conocer. Cambiar. Vivir. Matar.

¿De qué le servía a ella añorar la normalidad?

Pero sonrió de todas maneras. Porque no le importaba ser una niña durante un rato, a pesar de que su mente, después de tantos siglos, estuviese incapacitada para despreocuparse. Seguía vigilando los alrededores, seguía alerta, pero sin aprensión. Otra de las infaustas monedas cambió de manos, y así lo hizo también una buena ración del mencionado arnadí. Poco para el precio que había pagado, pero más que bastante para las dos.

- Probémoslo - dijo, señalando a un edificio cercano, una de las posadas que había visto antes.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 19/08/10, 09:07 am

A los ojos de Sophitia había sido una tarde maravillosa, se habían levantando temprano, recorrido las calles, comido en un lindo lugar, se compraron ropa, bebieron, vieron espectáculos y para terminar el postre, sin duda que se la habían pasado increíble. Que ese era solo el prologo de lo que vendría mas tarde no tenia la menor duda, pero la pirata no era de esas personas que pensara las cosas muy a futuro, a su modo de verlo no tenia futuro alguno para empezar.

Dicho así sonaba como un lamento melancólico, y en parte por eso nunca lo decía en voz alta, otro tanto porque nunca había nadie que tuviera ganas de escucharlo. Pero, ¿Qué futuro podía tener una huérfana pirata? No mucho por cierto, era poco probable que llegara a cumplir ni tan siquiera los treinta años. Pero esa idea no la retenía, esa realidad no la apabullaba, ni la dejaba lamentándose en un rincón, mas bien provocaba el efecto contrario.

Miró feliz la porción de arnadí, saboreándola con los ojos, esto ya no era hambre, sino pura gula. El edificio estaba justo enfrente, lo cual no era mucha distancia, a menos que tuvieras que cruzar un mar de gente...

- Permiso, permiso, muévase señora, permiso – Y así siguió hasta que lograron llegar a la posada, de milagro consiguieron un lugar vacío donde echarse comer.

Sophitia se sentó cruzada de piernas y tomo una parte del postre

- ¡Buen provecho! - Y sin mas fue a parar a su boca, era pastoso, dulce, delicioso, tenia que admitir que la señora no lo hacia nada mal.

Mientras comía miraba los alrededores, en busca de algo o alguien que demostrara que el recreo había terminado. Le pareció notar que algún que otro sujeto las miraba, pero bien podía ser porque eran dos mujeres, porque una era una elfa, o porque la cara de buenos amigos de Sophitia ganaba premios a nivel regional. Fuera como fuere, la muchacha no les presto atención y siguió con lo suyo, contando con que estaba acompañada por una profesional.

- Bueno... – Dijo pensativa chupándose los dedos - ¿Y ahora qué haremos?


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 23/08/10, 12:45 pm

Incluso aunque pudiera no parecerlo, Yshara no había dejado de vigilar sus alrededores en ningún momento.

Pero las cosas habían cambiado un poco. No hay mucha gente capaz de reconocer a alguien que ha conocido, brevemente, en el fragor de la batalla. La elfa contaba con éso, y se limitaba a seguir los pasos de Sophitia, junto a quien logró pasar desapercibida con cierto éxito. Pero no se le pasó por alto que hubo más de un encuentro extraño durante la tarde.

Cuando sabes rastrear, es fácil saber cuándo lo está haciendo otra persona. De ésta forma, casi inadvertidamente, consiguieron eludir hasta dos veces a personas que parecían estar buscándolas. Yshara no creyó que las hubieran encontrado, y mucho menos que, aunque fuera así, les atacaran. Esperarían. El gentío era complicado. Introducía un elemento que no podían controlar: Identificar al blanco, mantener a la vista al blanco.

De todas formas, Yshara jugaba mentalmente con lo que ella haría, y también con lo que ella no haría. Que las atacasen era una posibilidad. Incluso que no les importase matar a otra gente para conseguir su blanco. No podía tener un plan para defenderse de un ataque por sorpresa, pero intentaba mantener controlado cada sitio en el que estaban. Cualquier ventana puede convertirse en un arma en las circunstancias apropiadas.

Pero no pasó nada.

Al menos, no hasta la tarde, cuando el paseo pareció tocar a su fin, y Sophitia preguntó qué sería ahora de ellas. Yshara no encontró motivos para no decírselo. Pronto tendrían que ponerse en marcha.

- Ahora nos movemos - le explicó, mientras se ponía en pie. - Ven conmigo. Vamos a conseguir una habitación en cada posada de éste barrio, y luego vamos a desaparecer.

Sonrió. El plan era simple. Si desaparecían, no podrían seguirlas; si pedían una habitación en cada posada que encontraran, no podrían hacer sino buscarlas. Y mientras lo hacían... sería cuestion de encontrarles.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 24/08/10, 09:46 am

Miro como la elfa se paraba en un solo y grácil movimiento, Sophitia no sería menos y se levanto de un salto, no grácil pero si lleno de entusiasmo, como era característico en ella. Se sacudió las manos y ya estaba lista para lo siguiente, se estaba divirtiendo mucho con todo ese juego del gato y el ratón, sobre todo porque estaba en el equipo ganador, de eso no cabía la menor duda.

- Eso nos llevara un rato, en la zona comercial es donde mas posadas hay – Y era normal con la gran cantidad de personas que se veía pasar a diario por esas calles – Pero no creo que halla tanto apuro tampoco – Sonrió de oreja a oreja y siguió a Yshara.

En líneas generales entendía como funcionaba el plan, pero mas que nada se encargaba de seguir bien las instrucciones, no fuera a ser que arruinara todo por un descuido, seguramente la asesina la destriparía si las cosas salían mal por su culpa, al fin y al cabo se estaba jugando el pellejo en eso.

Caminaron entre el gentío que por suerte se iba volviendo cada vez menos espeso gracias a la caída de la tarde, eso era bueno y malo a la vez, la gente no desaparecía, buscaba lugar en las posadas justamente, tendrían que apurarse si querían conseguir lugar, lo usaran o no, lo importante era que sus nombres quedaran registrados, y eso no pasaría si no había lugar.

Sophitia comenzó a caminar cada vez más rápido, frenando en cada posada que veía , entrando en un pestañeo y pidiendo un cuarto de inmediato. Mientras Yshara se encargaba de pagar muchas veces la pirata salía ya a la calle para buscar en la posada de enfrente, así pronto tuvieron una importante cantidad de cuartos a sus nombres.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 08/09/10, 11:29 pm

En realidad podían haber pasado muchas cosas.

Yshara era perfectamente consciente de ello, pero no había dejado de darle vueltas desde el ataque. Quienes eran aquellos hombres, por qué las atacaron; no "a causa de qué", ya sabía bien que era por aquello que había sucedido en el barco, sino por qué, si por venganza o por contrato, si eran asesinos o marineros, contrabandistas...

Eran buenos, de eso no le cabía duda, pero ella también lo era. Y el problema de ser bueno es que te acostumbras a esperar que tu enemigo también lo sea. Esperas que te ataque un profesional, que te ponga en tantos aprietos como tú le pondrías a él, y tratas de cubrir todos los flancos imaginando lo que harías en su situación.

Es una habilidad muy útil... pero te deja a merced de los idiotas. ¿Y si en aquel momento hubieran aparecido por la calle, las hubieran encontrado sin pretenderlo y les hubieran clavado un cuchillo por la espalda? Bueno, pese a que no parecía algo muy probable, Yshara no le quitaba el ojo de encima a nada en particular.

Y, reconozcámoslo, la presencia de la enérgica Sophitia reconfortaba mucho. Si lo hacía porque era un apoyo, o porque si atacaban de ésta forma encontrarían en primer lugar a la pirata, éso no lo contestaría.

En definitiva, que la tarde avanzó lentamente mientras se dedicaban a aquella tarea. Para cuando hubieron acabado, la bolsa de la elfa había menguado notablemente. Por lo que parecía, se acercaban al barrio de más categoría de la ciudad. Las posadas se habían terminado, y ahora discurrían por una calle flanqueada de verjas tras las que se veían poblados jardines coronados por altas mansiones. La gente que se les cruzaba estaba bien vestida y caminaba de forma rápida, casi arrogante, sin dedicarles una segunda mirada.

- Bonito sitio - susurró Yshara, mirando a su alrededor.

Se aproximaban a la plataforma sobre la que se encontraba el palacio de Trinacria. Yshara nunca lo había visto, y caminaba con la cabeza ligeramente alzada, contemplando la arquitectura, el lugar, la vista. Qué mas da lo que iba mirando la elfa. Antes de darse cuenta se había chocado con un hombre alto, vestido con una levita elegante, y que caminaba tan decididamente en la dirección opuesta que casi derribó a la elfa con un golpe de hombro.

Se produjo un momento de silencio después del choque. Yshara se volvió, y el hombre volvió la cabeza, pero no dejó de caminar. Frunció el ceño para mirar a la elfa, como si le molestase haberse chocado con alguien inferior, y siguió caminando sin mediar palabra. A la elfa se le escapó una sonrisa.

- Y qué amables habitantes - subrayó, divertida. - Bueno, creo que ya no nos quedan más posadas. Deberíamos empezar a vigilar nuestro terreno de caza...

Algo tintineó bajo su capa. Monedas. Casi al mismo tiempo, el hombre, que se había alejado unos cuantos pasos, se detuvo abruptamente mientras se palpaba en varios puntos de la cintura y de la levita, en busca de algo que, obviamente, ya no estaba ahí.

- Y ahora podamos tomar algo tranquilamente - dijo la elfa, tirando del brazo de Sophitia en dirección opuesta. - ¡Paga la ciudad! ¡Venga!
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Sophitia el 10/09/10, 08:45 am

Siquiera se había dado cuenta, era eso lo que sucedía, Sophitia se quedo quieta unos segundos y si lo pensaba bien lo que había comenzado como una simple aventura pasajera, algo con lo que pasar el rato, pelear y comer gratis, al final había resultado sumamente divertido, estaba completamente metida en todo ese asunto, tanto porque los que fueran que las perseguían ahora también estaban tras ella, como porque le caía extremadamente bien la elfa, y no quería que le hicieran daño. Aunque si se lo pensaba bien era más probable que los demás salieran heridos si se metían con ella.

Pensando en cosas así, encargándose de las pagar cuarto en las últimas posadas que tenían a la vista, poco a poco fueron llegando a las buenas zonas de Trinacria, a aquellos barrios que le hacían acordar a uno porque era la capital. Hermosas casas finamente arregladas las rodeaban, nada de basura en las calles, ni un solo mendigo pidiendo monedas, nada de niños roñosos corriendo por ahí o comerciantes gritando lo que vendían. Nada de eso, aquí todo el mundo era distinguido, todos eran de la alta. En síntesis, Sophitia sentía nauseas de solo verlos.

- Si parece que aquí a todo el mundo el trasero le huele a rosas – Bromeo la pirata también en susurros. Miró con cara de pocos amigos a una remilgada señora que pasaba junto a ellas en ese momento – Siento que estoy gastando dinero solo de estar parada aquí...

Ponía todos sus esfuerzos en no empezar a gritarle improperios a los zánganos asquerosos que las miraban, a mas de uno se tuvo que conformar con hacerle una mala mirada o un gesto muy impropio en una dama. Pero en líneas generales se comporto, no hizo escandallos, ni berrinches y eso ya era mucho en ella. La plataforma del castillo era sin duda magnifica, por poco que le gustaran esas cosas no podía evitar admitirlo, pocas veces la había contemplado, pero cada vez le sucedía lo mismo, sentirse pequeña, insignificante, sin duda era ese el motivo por el cual había sido construido.

Iba a comentarle algo a Yshara cuando vio como chocaba con el hombre, no pudo evitar que una sonrisa socarrona se dibujara en su rostro, cuantas veces había hecho el mismo truco, miles en verdad. Era un recurso muy practico para cuando uno se encuentra en apuros, nunca vas a encontrar grandes cantidades, pero puedes pasarte la noche comiendo y bebiendo a gusto.

- Ja, mira nada mas, pero que gente tan amable – Rió la pirata y agrego – nunca fui de cacería enséñame.

Le pareció sumamente interesante el ver a Yshara tan alegre, por decirlo de alguna manera, parecía en verdad estar disfrutando de una especie de cacería o algo similar. Había que admitir que tenia lo suyo, aunque no lo cambiaría jamas por un buen ataque a un barco enemigo, un día tendría que llevarla para que sintiera esa sensación maravillosa. También por primera vez era la elfa quien tiraba de ella y no al revés, eso la ponía feliz, en un extraño y retorcido sentido, la ponía contenta, era casi como tener una compañera de travesuras. Aunque sus diabluras involucraban matar personas... Detalles.

- Vale, vamos entonces, aunque creo que no había bebido y comido tanto en toda mi vida – Lanzo una carcajada y la siguió sin oponer resistencia alguna.


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 953

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Yshara el 11/09/10, 12:09 am

Efectivamente, la elfa estaba bastante alegre.

Una persona no pasa siglos dedicándose a un oficio si éste no le trae algún tipo de recompensa. Ya no monetaria, sino algo más profundo... disfrute, emoción. La cacería no era más que una excusa. A Yshara le gustaba tener algo que matar, era como un gato que de repente se encuentra un ratón rondando cerca de su territorio.

Un pequeño reto, que rompe una monotonía. Cuando vives durante tanto tiempo, a veces el tiempo es algo que pierde su concepto...

Abandonaron la escena por otro sitio, distinto al que habían venido. Cosa útil, pues enseguida perdieron de vista al hombre al que Yshara acababa de desplumar. La elfa no se sentía particularmente cómoda robando, pero no le quedaba otro remedio que disponer de otras monedas que no fueran las suyas. Además, él no lo iba a echar en falta.

- Primero de todo - le decía a Sophitia - es localizar lo que buscamos. Tendremos que quedarnos en algún sitio, sin llamar demasiado la atención.

Había visto una taberna en la zona central, más o menos cerca de todas las posadas en las que habían pedido una plaza... Yshara, que tenía una orientación magnífica una vez que ya conocía una zona, guió hasta allí a la pirata. Las calles se teñían ya de naranja atardecer, y los últimos vagabundos se retiraban de las calles, dejando paso a la fauna nocturna de Trinacria. No tuvieron demasiados problemas para mezclarse con la gente, y pronto estuvieron en el lugar indicado.

La elfa eligió una mesa junto a una ventana. La taberna estaba cambiando de clientela en aquellos momentos, así que no fue difícil hacerse con ella. Y pronto, a las largas sombras de la luz anaranjada, le sonrió a la pirata.

- Y ahora - murmuró - esperar.
avatar
Yshara

Cantidad de envíos : 876

Volver arriba Ir abajo

Re: Cargamento peligroso

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.