Censo
Últimos temas
» Vestigios del pasado
30/08/17, 06:51 pm por Auria

» Mientras la Dama esta distrída... ~~♫ [Kirill]
30/08/17, 01:33 pm por Sophitia

» Rumbo a Moselec (Trama 3)
30/08/17, 10:22 am por Sophitia

» Abyss Gate [Élite]
30/07/17, 09:41 am por Delin

» Adonde me lleven los sueños
27/07/17, 04:19 pm por Seizan

» Olvido de hombre muerto
04/07/17, 04:49 pm por Katt

» El plan de reclutamiento
18/02/17, 08:46 am por Maximilian Magnus

» El discurso del recaudador
19/01/17, 06:31 pm por Erin

» Quiero un tema!
10/01/17, 05:15 pm por Delin

Noticias
  • 13/04/16 ♒ ¡¡¡Nueva Trama!!!"Se reclutan piratas y maleantes varios" aquí.
  • 24/03/16 ♒ Conclusión de la Segunda Trama aquí!


  • Fecha Actual: Mes de Enki, 4994, II Era
PearlHook University 28_194846_96xb13Rol Psiquiátrico UnstSeven Capital Sins | +18, Yuri, Hetero, Yaoi, Razas MágicasMariollette Empire ~ ROL
Afiliados normales
KirillAdmin ♒ MP!
ChelsieAdmin ♒ MP!
LisandotMod ♒ MP!
DelinMod ♒ MP!
SophitiaColab ♒ MP!
CyrianColab ♒ MP!
Años Activos

"Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

"Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Loth Adelain el 03/05/13, 02:19 pm

Sus chistosos zapatos sonaban llamativamente por las calles de la ciudad, Loth siempre se encargaba de vestir acorde a lo que se esperaba de ella, nunca se sabía cuando podía llegar el momento de tener que ponerse a actuar. Sus ropas eran extravagantes, pero no tanto como podían serlo, la gente se volteaba para verla pasar, y ella no podía sentirse más orgullosa.

Llevaba un chaleco negro ajustado a su pequeña figura, en cambio las mangas y los pantalones eran a cuadros negros y blancos, muy  amplios y cómodos. Sus bonitos zapatos negros terminaban en punta con unos cascabeles dorados que al moverse parecían hacer una canción, ningún detalle era dejado al azar, su andar era perfectamente coordinado.

Llevaba en su rostro una máscara mitad blanca, mitad negra, acorde con el resto, así que nadie podía ver que abajo de la misma sonreía ampliamente, estaba emocionada hoy iba a conocer a alguien muy importante, habían llegado a sus oídos historias sobre un tal inventor de cosas raras. Podía ser que fuera justo lo que necesitaba, sus deseos habían sido escuchados, aunque no recordaba haber visto ninguna estrella fugaz últimamente.

- Hoy puede ser un gran día, donde todo está por descubrir - Cantaba contenta mientras bajaba por un pequeño pasaje, una de esos corredores donde las casas están tan pegadas que los vecinos saben la vida de toda la cuadra, donde las madres lavaban la ropa en la calle, y los niños se criaban con las reglas de la calle - Hoy puede ser un gran día. Y mañana también. - Dos hombres la miraron pasar, extrañados de ver a alguien de tan buen humor, cantando y todo, a esas horas de la mañana.

Le habían dicho que el muchacho tenía un estudio en esa misma ciudad ¿Sería que por fin había encontrado a alguien que entendiera lo que otros llamaban “ideas locas”? Tener aparatos que imitan la nieve, algo que los dejara volar, o algo que pareciera fuego, pero que no quemara, y explosiones controladas que dejen a las personas maravilladas... Y todo lo que pudiera imaginar que pudiera alegrar su espectáculo, que pudiera hacerlo algo único que nadie olvidaría jamás.

Llegando a la zona del puerto ya las personas se giraban menos a verla, es que en ese lugar todos estaban muy ocupados, con mercancía que iba y venía, cierre de tratos y regateos de todo tipo, además, los malabaristas eran más comunes de lo que parecía. Le habían hablado de un lugar con dos plantas, la de abajo tenía que ser un negocio, arriba sería donde vivía suponía. Aunque era una nave reciclada, no le costó nada encontarla, su primer impulso fue intentar llegar a las ventanas, sentía mucha curiosidad de ver adentro, pero no era posible,, y sería empezar con el pie izquierdo la relación si la encontraba espiando, aun no sabia que tipo de humor tenía, tal vez era uno de esos inventores locos huraños y amargados.

Así que la opción normal era la mejor.... Tocar a la puerta y esperar a que el dueño estuviera.

- Buenos días! Hay alguien? - Preguntó muy contenta.


Última edición por Loth Adelain el 05/11/13, 11:27 am, editado 1 vez
avatar
Loth Adelain

Cantidad de envíos : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Otto Hoenheim el 05/06/13, 06:08 am

Otto había recibido la mañana de acuerdo a como era su costumbre, esto es, levantándose muy temprano para reabastecer las ventas que había dejado el día anterior y construir unos cuantos más de aquellos artilugios que más ventas tenían. Aquello se había convertido en una agradable rutina y una terapia para alejar de su mente los pensamientos sobre los días en Shamataw y la invasión de Ashper.

Aquello había ocupado apenas un par de horas, y no porque hubiera poco trabajo que hacer, poco a poco había conseguido unos cuantos clientes y el boca a boca ayudaba; además, muchas de aquellas pequeñas maravillas ya eran rutina para él de tantas veces que las había fabricado, por lo que el proceso era casi mecánico y el tiempo empleado era cada vez menor.

A continuación, siguiendo su rutina, Otto acudió al mostrador y sacó el voluminoso libro de cuentas; no era un maniático del control ni un experto economista, sino que para él eran meros ejercicios mentales de matemática y lógica, y eso era lo que buscaba en ellos; era entrenamiento para su principal herramienta de trabajo, su cerebro, de un modo a su manera tan disciplinado como los equilibristas mantenían su agilidad en su mejor forma...

... Y fue entonces, cuando la rutina matutina se vio inesperadamente interrumpida por unos ligeros golpes y una voz aguda y cantarina en la puerta.

El ingeniero levantó la vista alarmado a su reloj de agua, un pequeño ingenio sorprendentemente preciso que usaba para medir el tiempo, y dejó ir un suspiro de alivio. No, su mente no se había ido flotando en una nube de números otra vez, aún era temprano para la hora de apertura habitual.

- ¡Un momento! - gritó mientras guardaba el libro de cuentas de vuelta en su lugar, para a continuación quitar las trabas de los portones de la nave; cuando se asomó al exterior, no vio a nadie en un principio, pero no había empezado a parpadear perplejo cuando vio a la pequeña figura de la mujer vestida de aquel modo tan estrafalario, incluso para él y su excéntrico abrigo, a la que tenía casi que inclinarse para ver.

- Uh... Buenos días. - sacudió la cabeza para alejar la sorpresa y compuso una sonrisa agradable. - Bienvenida a los Ingenios y Artilugios de Otto, es aún un poco temprano, pero sea bienvenida y, se lo ruego, dígame en qué puedo ayudarle.
avatar
Otto Hoenheim

Cantidad de envíos : 193

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Loth Adelain el 18/06/13, 12:49 pm

Al escuchar que respondían de adentro tuvo que aguantarse para no empezar a dar saltitos en el lugar, sonaba como una buena persona, su instinto se lo decía, y su instinto nunca se equivocaba.  Cuando el caballero abrió la puerta Loth se encontró mirándolo como a la altura del pecho, un poco más abajo, levanto la vista al tiempo de que el hombre la bajaba y saludo con una reverencia que hizo sonar todos sus cascabeles, aunque no de modo estridente, sino más bien armonioso.

-Buenos días –Dijo mientras se levantaba – Siento el llegar tan temprano ¿Usted es Otto? ¿Es el dueño? – Pregunto de modo algo impulsivo – Jaja, mis modales son un desastre, llegué temprano y además no paro de hacer preguntas.

Se aclaro la garganta y se aliso la ropa con las manos aunque esto último no era necesario, ya que su ropa estaba impecable.

-Mi nombre es Loth Adelain, y vengo a buscarlo a usted, Señor –Dijo mientras lo señalaba en pleno rostro… aunque un poco más abajo, ya que le costaba llegar bien a la nariz. Internamente se puso a considerar si su presentación había sido lo suficientemente teatral y llamativa, consideraba que había quedado bastante bien y se felicito a si misma por haber elegido esa ropa.

-Verá… Trabajo en el entretenimiento público, soy artista de circo aunque ahora trabajo de modo independiente – Dijo como si no fuera lo suficientemente evidente su disfraz y la máscara– Y me gustaría que me ayude…

Dicho así parecía que quería que Otto la ayude participando en los espectáculos, cosa que sería muy chistosa pero también  imposible, de cualquier modo, Loth no hizo nada por aclarar el malentendido mientras miraba los maravillosos artefactos que habían en la tienda. Habían montones de cosas, objetos que siquiera se le había ocurrido que podían existir, le brillaba la mirada mientras pasaba de uno a otro, algunos se animaba a tocarlos, otros simplemente los observaba con admiración.

-Este lugar es… es… maravilloso… ¡Es tal como lo imagine! –Dijo mientras juntaba las manos y giraba sobre un pie para mirar a Otto de nuevo -Necesito su ayuda para construir algunas cosas, eso si es que ya no lo tiene inventado entre alguna de estas cosas – Le explico señalando los objetos de la tienda – Estoy segura que solo usted va a saber entender mi visión… - Agrego ahora si un poco más seria, pero sin dejar por eso de ser amable y alegre.


Última edición por Loth Adelain el 05/11/13, 11:31 am, editado 1 vez
avatar
Loth Adelain

Cantidad de envíos : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Otto Hoenheim el 01/07/13, 07:48 pm

Había sacudido la cabeza para alejar la sorpresa, pero Loth no tardó en traerla de vuelta rápidamente.

Y es que no solamente la estatura y la vestimenta la hacían destacar, sino el modo grácil de moverse que hacían tintinear todos aquellos cascabeles, como si sus movimientos fueran música y el ritmo de sus pasos un compás. La armonía camuflada en un movimiento casual era magnífica, más aún el que lo hiciera con aquella naturalidad. Como alguien habituado a trabajar con maquinaria que debía funcionar perfectamente coordinada y al compás, no podía menos que sentirse admirado.

- No se preocupe, un cliente siempre es bien recibido. Sí, soy Otto Hoenheim, ingeniero y aprendiz de mago. Bienvenida a mi humilde almacén. - se echó a reír de forma franca, comprensivo.- No se apure por lo de las preguntas, tendría que ver cómo soy yo cuando entro por primera vez en un taller de trabajo o en una biblioteca. En confianza, hay dos mozos en la biblioteca que se aseguran de cambiar de turno en cuanto entro yo.- Dijo medio en broma medio en serio.

En realidad, ya eran cuatro los mozos de la biblioteca de Trinacria que le huían abiertamente.

Sus ojos se pusieron bizcos antes de parpadear cuando le señaló en medio del rostro, dando un sutil pasito hacia atrás por inercia. - A... ¿a mí? ¿Por qué? - y cuando respondió dejó ir un suspiro aliviado involuntario. No se le ocurría nadie que pudiera mandar a buscarle, pero eso rara vez era una buena señal. El que viniera de motu propio era bastante bueno, en realidad. Significaba que la fama de su negocio aumentaba. Más trabajo, más dinero en las arcas y más reputación; un paso más cerca de llamar la atención de gente importante o de poderla comprar.

-Bueno, será un placer para mí ser de ayuda si es posible. Pero aparte de sostener un aro en alto para que hagas una voltereta, creo que te vendrían mejor mis creaciones - Bromeó de nuevo con una sonrisa, dejándola pasar. - Sólo dígame qué tiene en mente, y yo le diré qué podemos hacer al respecto.

Honestamente, a Otto le hacía feliz el entusiasmo que derrochaba Loth. Ojalá todos sus clientes vinieran a la tienda con una mentalidad tan abierta y optimista.
avatar
Otto Hoenheim

Cantidad de envíos : 193

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Loth Adelain el 15/07/13, 11:01 am

Loth ya se sentía cómoda en presencia de Otto, no es que necesitara mucho para mostrarse confiada, su simpatía no era solo parte de su trabajo, sino además parte de su personalidad innata. No paraba de mirar y tocar todo lo que tenía a mano,  si le parecía peligroso acercaba un solo dedo lentamente y lo picaba varias veces, si parecía inofensivo directamente lo agarraba y lo daba vuelta para todos lados intentando entender cómo funcionaba.

-Si tengo que ser sincera, Otto, espero que me dejes prescindir del “Señor”, cuando le hablo a las personas de las cosas que se me ocurren para mis espectáculos creen que estoy loca – Dejo uno de los objetos con cuidado y lo miro directo a los ojos muy seria – Creen que con solo tirar palos al aire y dar un par de saltos debería estar conforme ¿pero sabes?  Yo pretendo mucho más para mis funciones y estoy segura que las cosas que imagino no son locuras – Era algo chistoso ver tanta seriedad en un ser tan pequeño de tamaño, casi parecía una niña con ese cuerpo tan menudo, pero sus palabras eran las de una mujer comprometida con su causa.

Se dio la vuelta y fue al mostrador, esta vez la canción que formaba con su andar era también lleno de decisión, como resultado le daba un extraño ambiente a la tranquila mañana. Se puso de espalda al mostrador y dio un salto, quedando sentada en el mismo, lo hacía ver tan fácil que más parecía que había flotado hasta ese lugar.  Mientras le contaba balanceaba las piernas contenta, sin perder nunca el ritmo.

-Me imagino varias cosas que podrían servirme, por ejemplo, el otro día pensaba ¿No sería maravilloso tener una cosa que hiciera nieve? En realidad, una que imite cualquier estado del clima, hacer rayos y truenos, lluvias, niebla… eso! Niebla, se podrían hacer cosas muy interesantes con eso, si hago malabares con antorchas de fuego… - Las ideas surgían sin orden alguno, y al parecer Loth solo pretendía que Otto las fuera atrapando al vuelo - ¿Entiendes a lo que me refiero? Hay muchas cosas que hay que inventar ¡Y nadie lo hace! Tú tienes ese talento, el de crear cosas que el resto piensa que son imposibles, y yo tengo las ideas, pero no los medios.

Golpeo ambas manos al terminar la oración y, como si fuera casualidad,  ese sonido quedo sincronizado de modo perfecto con la interrupción del movimiento de pies. Bajo del mostrador sonriendo ampliamente bajo la máscara, estaba en verdad emocionada con la situación, ahora estaba más que segura que todo lo que le habían dicho de Otto era cierto.

-Quiero algo que me haga aparecer y desaparecer, juegos de luces que simulen estrellas, zancos que se eleven y bajen a mi voluntad, o un modo de hacerme invisible! – Mientras lanzaba las ideas se acercaba poco a poco a Otto, hasta quedar a unos dedos de distancia, mirándolo a los ojos con alegre intensidad – Te pagare cada invento con un porcentaje de lo que gane en los espectáculos, así que si funcionan, ambos ganamos, y si no, nos quedaremos pobres. Además, será buena publicidad para tus inventos ¿Qué opinas?


Última edición por Loth Adelain el 05/11/13, 11:37 am, editado 1 vez
avatar
Loth Adelain

Cantidad de envíos : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Otto Hoenheim el 03/10/13, 10:30 am

-Cuidado con eso.- intentó advertirle cuando acercó mucho la cara a uno de los inventos de aspecto inofensivo; una especie de pico de pato hecho de bronce. La razón no tardó en entenderla Loth cuando se cerró como si fuera un cepo a unos milímetros de su nariz. - Está hecho para cortar cuñas de madera de cualquier tamaño, si te pilla la nariz, puedes quedarte sin ella. - dijo con una risita.- Bueno, en realidad no, pero duele muchísimo el pellizco igual. - Y Otto aún tenía un moratón en el brazo para atestiguarlo.

La pequeña elfa le resultaba simpática. Su forma dicharachera de hablar y moverse, de cambiar de una idea a otra le recordaba a la amiga rubia de ojos rojos que había hecho durante su aventura en Kuzueth; tal vez eso ayudaba a que se relajara.

-Claro, Loth, no hace falta que me trate de señor.- dijo con una sonrisa, siguiéndola con la mirada mientras caminaba y hablaba, escuchando con atención sus ideas. De hecho, gustándole más de una de ellas, y de inmediato con varias ideas sobre como empezar a trabajar en ellas.

La máquina de rayos y truenos, por otro lado, le parecía un concepto interesante, pero muy peligroso. Sin embargo...

Por supuesto, Otto no tenía tiempo de procesar y meditar en cada idea, menos aún en la rápida ráfaga que se las estaban lanzando, pero sí en tomar nota mental de ellas, en recordarlas... Por si acaso, luego las anotaría en papel, para no dejar ninguna de las alternativas sin al menos investigar sobre ellas...

Tan embebido estaba en esos pensamientos, que no se dió cuenta de que la elfa se había acercado tanto a él, haciéndole retroceder instintivamente. Sin duda, resultaba cómico ver a alguien de su estatura ceder terreno ante alguien de la de ella, pero la experiencia le había enseñado al ingeniero que era mejor mantener la distancia siempre. Los bajitos pueden ser tan matones como los altos, al fin y al cabo.

- Eh... Bueno, supongo que contratar un mago como asistente con el mismo trato será difícil y le quitaría veracidad a los malabares. Todo el mundo pensaría que hay ayuda mágica y sería menos impresionante. - Razona rascándose la cabeza pensando.- Más cómodo para ti, sin duda, pero empeora el espectáculo.

- La publicidad me viene fantástico, no te voy a engañar, pero son muchas horas de trabajo y tengo que comenzar de cero la mayoría de esas fantásticas ideas, y las materias primas no puedo cubrirlas sin más, tendrías que adelantar algo de dinero, aunque sea a precio de coste. La máquina de humo, no es ningún problema, no tengo más que modificar una tetera auto-calentable que tengo en una de mis estanterías, pero para el resto... Me preocupa el tiempo que me pueda llevar. ¿Cuánto realismo ves necesario en cada invento? Por ejemplo, la de rayos y truenos podría resultar peligrosa si la hago tal cual... - Y cómo ése comenzó a preguntar detalles de todos y cada una de las ideas de la elfa.

-... Pero en general, lo veo todo factible.. Sí. Sí- en la cara de Otto empezó a dibujarse una sonrisa, tan amplia como la de Loth.- Con tiempo suficiente, creo que puedo hacerlo todo, o al menos gran parte. Si estamos de acuerdo, claro.


Última edición por Otto Hoenheim el 26/03/14, 02:02 pm, editado 1 vez
avatar
Otto Hoenheim

Cantidad de envíos : 193

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Loth Adelain el 05/11/13, 11:41 am

Loth lo miro atentamente mientras le decía todos los pro y los contra de la situación, lo miraba directamente a los ojos, como intentando anticiparse a si la respuesta concluiría en un sí o en un no.  Pero a medida que Otto iba redondeando la idea, la elfa iba ampliando también su sonrisa hasta que finalmente dio un pequeño saltito en el lugar cuando concluyo con una afirmación, festejando que todo había salido como ella esperaba.  Le agarro una mano al inventor con sus dos pequeñas manitos y la agito con energía,  como cerrando el trato.

-¡Seguro! No puedes empezar a trabajar si no tienes nada, te daré mis ahorros y si necesitas mas solo tienes que decirme y veré el modo de conseguirlo – Le agarro la otra mano y empezó a girar emocionada, casi como si estuvieran bailando, solo para detenerse de golpe – Te aseguro que no te arrepentirás, vamos a crear cosas maravillosas juntos – Pensó en la pregunta de Otto y era cierto que algunas de las cosas que se le había ocurrido podían ser peligrosas – Creo que lo importante es que la gente crea que es verdadero, pero no el que lo sea, tener un enorme rayo en una habitación podría herir a alguien y no quiero que algo así pase.

Lo soltó por fin y busco entre los pliegues de su ropa, saco por fin una pequeña bolsita, era más grande que la palma de su mano, pero seguramente entraba perfecta en las palmas de Otto, se la lanzó lentamente para que la agarre, sospechando ya que la agilidad no era unos de los atributos del muchacho.

-Esos son mis ahorros de hace algunos años, lo estaba guardando para algo importante… Algo como esto precisamente, espero te sirva al menos para empezar – No le quedaba ni una sola moneda mas, lo cual significaba que pasaría los próximos días trabajando mucho para compensar el gasto, pero eso no se lo diría - … - Se quedo en silencio, pero sonriendo… Solo para empezar a saltar de nuevo de la nada – ¡Esto en verdad será divertido!

Loth haría lo que fuera para hacer de su espectáculo algo inolvidable, era su pasión el poder ofrecer cosas nuevas al público, ningún otro aspecto de su vida le generaba la emoción que sentía al escuchar a la gente aplaudir al final de una función.

-Además del dinero  ¿Puedo ayudarte en algo? No soy muy buena con las herramientas, igual, creo que eso se les da mejor a todos los humanos en general. Pero puedo ser útil de otras maneras – Parecía una niña en el día de su cumpleaños, pero su ofrecimiento era sincero.

Un científico distraído y una malabarista alocada estaban a punto de revolucionar todo Jaspia.

Continua aquí:
avatar
Loth Adelain

Cantidad de envíos : 22

Volver arriba Ir abajo

Re: "Abra Cadabra...¡A.L.A.K.A.Z.A.M.!"

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.