Censo
Últimos temas
» Vestigios del pasado
30/08/17, 06:51 pm por Auria

» Mientras la Dama esta distrída... ~~♫ [Kirill]
30/08/17, 01:33 pm por Sophitia

» Rumbo a Moselec (Trama 3)
30/08/17, 10:22 am por Sophitia

» Abyss Gate [Élite]
30/07/17, 09:41 am por Delin

» Adonde me lleven los sueños
27/07/17, 04:19 pm por Seizan

» Olvido de hombre muerto
04/07/17, 04:49 pm por Katt

» El plan de reclutamiento
18/02/17, 08:46 am por Maximilian Magnus

» El discurso del recaudador
19/01/17, 06:31 pm por Erin

» Quiero un tema!
10/01/17, 05:15 pm por Delin

Noticias
  • 13/04/16 ♒ ¡¡¡Nueva Trama!!!"Se reclutan piratas y maleantes varios" aquí.
  • 24/03/16 ♒ Conclusión de la Segunda Trama aquí!


  • Fecha Actual: Mes de Enki, 4994, II Era
PearlHook University 28_194846_96xb13Rol Psiquiátrico UnstSeven Capital Sins | +18, Yuri, Hetero, Yaoi, Razas MágicasMariollette Empire ~ ROL
Afiliados normales
KirillAdmin ♒ MP!
ChelsieAdmin ♒ MP!
LisandotMod ♒ MP!
DelinMod ♒ MP!
SophitiaColab ♒ MP!
CyrianColab ♒ MP!
Años Activos

Eduardo Gil Berná

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Eduardo Gil Berná

Mensaje por Eduardo Gil Berná el 20/09/15, 11:12 am

Nombre del Personaje: Eduardo Gil Berná.

Raza: Humano.

Edad: 21.

Profesión: Estudiante y caballero.

Descripción física: Comencemos por una descripción global de su aspecto...Eduardo es un tipo de estatura media, alrededor de 1'76 metros, delgado sin llegar al extremo y sin una construcción muscular en extremo desarrollada, estando en este estado tan solo los músculos que le son necesarios para manejar la espada, es decir, brazo derecho y piernas, dejando el torso y el brazo izquierdo más relegado. Tiene la piel morena, aunque nunca llegando a algo demasiado pronunciado. Su espalda y parte de pecho está cubierto por marcas, cicatrices dejadas por una enfermedad cutánea que logró superar hace muy poco tiempo. No posee vello corporal en abundancia en su tronco, aunque es más pronunciado en sus extremidades.

Bien, pasemos a la descripción de la testa. Empezado por el pelo, su cabello de color negro, llevándolo siempre bastante corto, ya que le resulta más cómodo. Se deja crecer bigote y perilla, que le dan a su rostro un aspecto maduro, juzgándolo normalmente como alguien con más edad de la que en realidad tiene. Posee unos ojos almendrados de color marrón, teniendo encima unas cejas espesas, y debajo de estos, ojeras, normalmente no demasiado acentuadas, aunque depende del día. Su nariz es algo ancha y de forma redondeada, con orejas pequeñas , cara delgada y barbilla estrecha. En una de sus mejillas se distingue algún desnivel sobre la piel provocado por la misma enfermedad antes mencionada. Cuando habla se puede distinguir que su colmillo derecho está más hacia el exterior que el resto de su dentadura. Normalmente su bigote lo la deja ver bien, pero en la comisura derecha de su labio se distingue una cicatriz proveniente de una pelea de adolescencia.

Si nos fijamos más en su aspecto hay algo que no llama la atención a primera vista, y estas son sus manos. Estas tienen alguna que otra cicatriz, unos dedos muy cortos para ser hombre, más propios del tamaño de los de una mujer si estuviesen ausentes de pelo, con unas uñas extremadamente cortas debido a su manía de morderselas cuando piensa en algo.

Para terminar con esto, mencionar su vestimenta. Normalmente viste siempre unos pantalones bombachos negros, con unas calzas del mismo color, así como los zapatos; sobre la mitad superior de su cuerpo viste una camisa blanca, normalmente remangada, y sobre ella, un peto de cuero marrón, a veces acompañado en su conjunto por una capa del mismo color. Siempre lleva un colgante con la cuerda marrón, una piedrecilla verde que le recuerda a su enorme fe y que siempre sujeta en sus rezos.

Descripción psicológica: Esto es más complicado que lo anterior...Resumiendo, Eduardo es un buen tipo: alguien que, aunque algo áspero a veces con personas con las que tiene confianza, se muestra amable con ellos, siempre mostrando apoyo y comprensión a cualquiera con un problema, haya pedido o no su ayuda. Es alguien que, cuando está en compañía de un grupo y en un ambiente distendido es agradable, simpático, muy activo y bastante ruidoso en muchas ocasiones, sin embargo...Cuando está solo o cuando tiene una conversación seria con alguien es completamente distinto, bastante calmado, relajado, serio o con una sonrisa melancólica a veces, pensativo, reflexivo y con la cabeza en las nubes, cuando tiene tiempo de tenerla en ese lugar y no en el estudio o el entrenamiento. Pese a estas dos facetas, cuando se encuentra caminando por la calle suele llevar un rostro severo, con el ceño fruncido, casi pareciendo enfadado, manera de la que en absoluto se encuentra.

Por otra parte, Eduardo valora en extremo todas las actitudes y formas de conducta que cree que están del lado del “bien”, no soportando las conductas malvadas, egoístas, o que, en resumen, causen sufrimiento a la gente; y es que  aspira a poder llamarse a sí mismo un caballero, por lo que el honor y los ideales caballerescos son extremadamente valiosos para él, y por lo tanto no dudará en mostrarse extremadamente severo ante actitudes contrarias a estas, aunque eso no quiere decir que desprecie a las personas que las lleven a cabo, ya que simplemente piensa que son esclavos del enemigo de La Dama, y que por ello no son enemigos, sino compañeros a los que hay que salvar de su engaño.

Se trata de una persona con una increíble Fe, pensando que su destino pertenece a La Dama y que todo lo que él puede hacer es servirla, teniendo la conciencia de que todo lo que él consigue es obra de su diosa. Nunca se atribuye méritos, y estos los encomienda a ella, siendo lo que mueve sus acciones su ferviente Fe y voluntad de servirla.

Al saber todo esto podríamos tomar en prejuicio que Eduardo es una especie de fanático, y nada más lejos de la realidad, él jamás perjudicaría a nadie por temas religiosos, y su creencia viene dada tan solo por medio de una continua reflexión de carácter filosófico que ha cultivado y desarrollado casi desde que tenía uso de razón, evolucionando desde el escepticismo heredado de su familia hasta su actual e inquebrantable fe. Pese a todo esto,  realmente cree que es un enviado de La Dama para realizar una misión, y no lo dudará un solo momento.

Armas: Tiene en su posesión varias espadas, una espada ropera de taza con una daga de vela así como una espada larga a dos manos, teniendo un par de cada tipo, unas con filo y otras que carecen de él, para poder practicar. De la misma manera posee una armadura parca en adornos, completamente hecha de acero, recubriendo todo su cuerpo excepto zonas que requieran estar descubiertas para la movilidad de sus extremidades, además de poseer en el yelmo una visera que se puede retirar  para mejorar la visibilidad y capacidad de respiración.

En la espada que lleve encima siempre llevará una cuerda atada, perteneciente a su colgante.

Habilidades:

-Esgrima: Eduardo es un espadachín. Se trata de un alumno de la escuela de la Verdadera Destreza, una disciplina de combate que utiliza ciencias como la física, la geometría, etc...para realizar los movimientos de la manera más adecuada, realizando una esgrima exacta en la que no se desperdicia movimiento alguno. Esta escuela procura ser la que realice la mejor esgrima posible, ya que se basa en postulados de veracidad científica, lo que dota a esta esgrima de una gran importancia del análisis y la capacidad intelectual del espadachín, antes que de una gran capacidad física. Eduardo lleva un par de años practicando de forma seria con la espada, aunque dedicándole muchas más horas y a un ritmo bastante superior que la mayoría de caballeros.

-Debate: Debido a sus estudios la capacidad de discutir, argumentar y convencer de Eduardo es avanzada, pudiendo poner en jaque a mucha gente también con sus palabras. La menta ha de estar tan afilada como la espada.

-Conocimientos de historia: Debido a sus estudios, Eduardo ha desarrollado conocimientos sobre la historia del archipiélago.

-Ángelus: Durante el combate Eduardo deja la mente en blancoconfiando todo a su habilidad. Su enorme Fe hace que los fallos en su esgrima se correspondan casi exactamente a sus conocimientos, pudiendo producir pocos errores si en la teoría él es consciente de ellos. Además de esto, mientras está en este estado la resistencia a hechizos es mayor, y por algún motivo, su espada se vuelve capaz de afectar a cuerpos intangibles.


Atributos: 1. Habilidad.  2. Voluntad.  3. Inteligencia.  4. Constitución física.  5. Carisma.  6. Astucia.


Historia: ¿Qué podemos contar de la historia de este joven hasta el momento? En realidad no es algo demasiado complicado, una historia normal de un joven peculiar...

Bien, empecemos por el principio: Eduardo nació en un pequeño pueblo  en el ducado de Triskel, en Moramaile. Nació en el seno de una buena familia, su madre era la dueña de una joyería muy afamada a nivel local, mientras que su padre era un gran comerciante  de la zona, normalmente llevando la hegemonía del comercio de distintos tipos de minerales de uso común en la región en la que vivía. Como lo podemos imaginar, esta familia tenía un buen poder adquisitivo, y por ello a no le faltó de nada en su infancia. Durante esta fue educado al igual que su hermano en distintas maneras a cargo de profesores contratados por su familia, a su vez, aprendía de sus padres cosas del comercio y compartía su visión del mundo, como es normal en un niño, y esto incluía una visión escéptica de la religión, y el mantenerse al margen de ella. Sin embargo había algo que distanciaba un poco a Eduardo del resto de su familia, y esto era la admiración por los caballeros. Desde bien pequeño él y su hermano eran muy aficionados a los relatos y las leyendas, pero mientras que Rodrigo se centraba en las figuras literarias y la forma en la que estaban escritas, a Eduardo lo que le apasionaba era su contenido: Caballeros liberando a pueblos del gran azote de un dragón, luchando por salvar a su amada...esa increíble fuerza, voluntad, bondad y determinación agitaban su alma.

Con el paso de los años llegó su adolescencia, y con ella conoció a un amigo con el que compartía este amor por las historias y leyendas. Junto a él entrenaba con espada de madera, investigaba por las afueras de su pueblo en busca de aventuras y peligros....vivió algo que no olvidaría jamás, un comienzo mágico de su adolescencia. Sin embargo, conforme fue conociendo a más amigos las cosas cambiaron: Olvidó poco a poco esa admiración por los caballeros y su pensamiento tomó una dirección radical en la política, apoyando posturas muy radicales partidarias de la ausencia de una cabeza de gobierno. Con el paso de los años, la creencia religiosa de Eduardo creció paralelamente conforme a su pensamiento político, comenzando a creer en la diosa Iavdresec. Todo esto desarrolló en él rechazo hacia su familia, y tuvo una relación bastante tensa con ellos.

Sin embargo un día, a la edad de 17 años un grupo de caballeros llegó a un pueblo vecino a realizar una especie de exhibición, siendo en realidad labor de propaganda. Eduardo acudió a ella, arrastrado por una novia que tuvo entonces, y quedó maravillado: sus armaduras, sus espadas...era increíble, recordó poco a poco como jugaba de niño con espadas de madera, su admiración por esta gente...y tomó una decisión. Comunicó a su familia su deseo de aprender esgrima, y tras muchas discusiones estos accedieron, mandándole con un profesor de este arte de una ciudad próxima, aunque sin dejarle abandonar sus estudios relativos a las humanidades. Con el paso del tiempo la mentalidad de Eduardo respecto a la política llevó a nuevos cambios, y aunque todavía pensaba en Iavdresec como una diosa, apoyaba a la monarquía y al ducado de Triskel, creyéndola la mejor forma de gobierno. Tras un año practicando con la espada, aunque muy de vez en cuando debido a la necesidad de trasladarse a una ciudad vecina, Eduardo comenzó a comprender los valores que hay detrás de la espada, el valor, la nobleza, la sinceridad, la justicia...y poco a poco se impregnó de ellos, y fue entonces cuando desarrolló un sueño: ser el mejor espadachín del mundo.

A los 19 años partió a Rhylia con la promesa a sus padres de estudiar historia a cargo de profesores particulares de muy buena calidad para poder en el futuro ocupar un cargo político o docente que le permitiese vivir con una buena calidad de vida, sin embargo el motivo real de su partida a esta ciudad donde se concentra la orden fue solo una: aprender a manejar la espada con los mejores caballeros. Este era el lugar donde su sueño más fácilmente podía cumplirse. Eduardo tenía una visión tremendamente optimista de su estancia en la ciudad a la que iba, imaginaba, tendría muchísimos amigos, y una vida llena de entrenamiento y diversión, pero no fue así: Debido al tiempo que le ocupaban el estudio y el entrenamiento como caballero tras ingresar en la Cábala de la espada no tuvo tiempo de conocer a verdaderos amigos, sino simplemente algunos conocidos con los que no tenía una gran relación.

A sus 20 años, con el inicio de año, sufrió una crisis tanto de identidad como emocional que le transformó casi por completo. Fue una combinación de la soledad que sufría, la enfermedad que acechaba su cuerpo, formando en él heridas supurantes que dejaban cicatrices alejándole de la idea que él tenía de un caballero, el rechazo de un amor que tuvo desde la infancia y una crisis religiosa. Como resultado de esto perdió el gran orgullo que tanto le caracterizaba, dejó de creer en Iavdresec y sus días se volvieron tristes...Hasta al poco tiempo de cumplir 21. Fue entonces cuando todo cambió, pensó que si quería ser un caballero realmente debía comportarse como tal, y el amor y el aspecto nada tienen que ver con ser un caballero. Comenzó a creer en La Dama, cada día con más fervor, encomendándose a ella, prometiendo ser su mensajero, cosa que conllevó una gran transformación en su personalidad y objetivos. Se propuso cambiar la Orden, de la corrupción en la que vivía a una pureza casi completa. Comenzó a creer que al entrenar en realidad se comunicaba con La Dama, que era ella quien movía su cuerpo en los combates y que por ello sus logros no eran suyos, sino de La Dama, lo que le confirió una gran humildad. Con el tiempo se volvió mucho más amable y tranquilo, nada que ver con la agresividad de su adolescencia. Comenzó a odiar la guerra, pensando que la espada ha de servir para proteger, y no para atacar. Así decidió que su objetivo sería ser el mensajero de La Dama, llegando a ser un bastión con tal influencia que pudiese cambiar la orden respecto a los verdaderos valores de la caballería, pero claro, todo eso no sería su mérito, sino de su diosa, y eso estaba bien para él. La guerra estalló y él confesó sus intenciones a sus padres, los cuales le aceptaron completamente, y, de nuevo, comenzó a comprenderse con su familia, respetando sus diferencias, aunque eso sí, continuó estudiando historia, ya que era importante para sus padres y él lo respetaba. En este momento consiguió convertirse en caballero de la cábala, en tan solo un par de años, cosa que hizo que en ella se hablase de él.

El estallido de la guerra le horrorizó, pero probablemente debiese participar en ella si quería cumplir su objetivo, pero desde luego no haría desastres y él no sería el causante de muertes a menos que estas fuesen inevitables. Así comenzó para él una nueva vida, humilde, laboriosa, ocupada, pero en paz, aceptando su soledad y llevando sus acciones religiosamente.

Y con esta nueva vida, es donde todo comienza.

Bando: Ducado de Aspher.

Otros: Cabe mencionar que Eduardo cree firmemente en que su espada tiene alma, llamada Lessiandon. Es su mejor amigo, y siempre habla con él, por lo que a veces puede parecer que habla solo, sin embargo, lo hace como si estableciese una conversación, ya que en realidad está hablando con su espada. Cuenta esto a prácticamente nadie, pero si alguien lo ve conversando de esta manera, quizá podría incluso dudar de su estabilidad mental.


Última edición por Eduardo Gil Berná el 27/09/15, 08:07 am, editado 1 vez
avatar
Eduardo Gil Berná

Cantidad de envíos : 10

Volver arriba Ir abajo

Re: Eduardo Gil Berná

Mensaje por Lisandot el 20/09/15, 02:34 pm

Me gusta mucho Eduardo, la evolución que ha tenido, sus ideales. Será muy interesante ver como los vive ahora que hay una guerra en curso. Muy buena ficha, no puedo menos que aprobarla.


"Y allí los sueños que te atreves a soñar se hacen reales"
avatar
Lisandot

Cantidad de envíos : 931

Volver arriba Ir abajo

Re: Eduardo Gil Berná

Mensaje por Sophitia el 20/09/15, 05:41 pm

Lo mismo digo, esta ficha no puede más que aprobarse ^^ Así que listo, a rolear se ha dicho!!


Que es mi barco mi tesoro,
que es mi dios la libertad,
mi ley, la fuerza y el viento,
mi única patria, la mar.
avatar
Sophitia

Cantidad de envíos : 955

Volver arriba Ir abajo

Re: Eduardo Gil Berná

Mensaje por Lohengrin el 21/09/15, 08:20 am

Dentro de la Orden de la Dama, el estilo más habitual de combate es la clásica esgrima medieval con espada de filo y escudo, usándose también la espada bastarda y el montante, amén de muchas otras armas. La Destreza es una escuela muy desconocida (y paradójicamente antigua y desfasada) en Jaspia, y son muy pocos sus practicantes, y aún menos los que la dominan, por lo que a Eduardo le habrá costado mucho encontrar en la Orden con quien conversar acerca del cuarto círculo con el compás mayor, pero yo podría darle un par de nombres si quiere.

Asímismo las roperas son casi una reliquia en Jaspia, y no muchos maestros forjadores sabrían como forjar una de esas. Llámeme si necesita los servicios de una experta. Las dagas de vela son algo más comunes, y son muchos los piratas que suelen portar algo parecido a una daga de guardamano, vizcaína, misericordia, o como quiera uced llamarla.

Estoy seguro de que su primer maestro de esgrima se ha corrido al menos un par de buenas juergas con maese Arzhel, de la noble casa de los Löic, ahi tienen ucedes un posible gancho para unir ambos personajes.

Le dejo un interesante tema del foro que seguro disfrutará leyendo:  
http://mardejaspia.forosactivos.net/t533-un-choque-fortuito
avatar
Lohengrin

Cantidad de envíos : 1179

Volver arriba Ir abajo

Re: Eduardo Gil Berná

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.